El Presidente aseveró que será “implacable” en el combate a la delincuencia

El Presidente aseveró que será “implacable” en el combate a la delincuencia

El presidente Alberto Fernández encabezó este mediodía, desde la residencia de Olivos, la puesta en marcha del Programa de Fortalecimiento de Seguridad para la Provincia de Buenos Aires, que incluirá la realización de obras de infraestructura, la transferencia de equipamiento y tecnología, y la capacitación e incorporación de fuerzas de seguridad, por una inversión de 37.700 millones de pesos.

Lo hizo durante un acto en el que estuvo acompañado por el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof; la ministra de Seguridad, Sabina Frederic; el titular de la cartera de Seguridad de la Provincia, Sergio Berni; y el director de Gendarmería Nacional, Andrés Severino.

Vamos a ser implacables”, subrayó el Presidente sobre el combate a la delincuencia, y destacó: “Una buena sociedad, una buena democracia y un buen estado de derecho tienen que garantizar a los ciudadanos seguridad, y la pena por su delito al que ha delinquido.”

Los delitos ocurren en las sociedades más desiguales, y nosotros tenemos un deber con los últimos que son precisamente los que necesitan la oportunidad de salir de esos lugares”, afirmó y expresó: “Debemos dar seguridad a los ciudadanos para que puedan circular por las calles sin miedo, y que sepan que si se los ataca la Justicia aplicará las penas que correspondan”.

En ese sentido, explicó que “en el Gran Buenos Aires se ha concentrado el problema mayor del delito y es el tema que más nos preocupa hoy en día”, y aseguró: “Por eso, desde el primer día, estamos viendo cómo hacer para ayudar a Buenos Aires”.

El mandatario agradeció especialmente a los familiares de víctimas de inseguridad, de quienes aseguró: “Ellos esperan respuestas de la Justicia, y solo puedo estar con ellos acompañándolos en el dolor que sé que significa la pérdida de un ser querido”.

Durante la actividad, también estuvieron presentes los intendentes de Vicente López, Jorge Macri; Almirante Brown, Mariano Cascallares; Berazategui, Juan José Mussi; Hurlingham, Juan Zabaleta; La Matanza, Fernando Espinoza; y San Fernando, Juan Andreotti; y se comunicaron por videoconferencia con el Jefe de Estado los intendentes de San Isidro, Gustavo Posse; Quilmes, Mayra Mendoza; y Merlo, Gustavo Menéndez.

Por su parte, el gobernador de Buenos Aires expresó: “El plan que se está anunciando hoy es uno de los más grandes de los que se tiene memoria” porque “hacía falta una enorme inversión para que la Policía de la Provincia pudiera recuperar su capacidad operativa. Hoy, nos estamos ocupando de la inseguridad para hacer una profunda transformación”.

El plan de seguridad, que prevé una inversión de 37.700 millones de pesos por parte del Gobierno nacional, integrará 3.957 efectivos a las fuerzas federales de la Provincia; e incluirá la formación de 10 mil nuevos policías en academias municipales descentralizadas, a lo largo de 18 meses. También proveerá a la jurisdicción de 2.200 nuevos móviles policiales, 4 mil paradas seguras, y 12 unidades carcelarias.

Desde San Isidro, se pusieron en contacto con el Presidente el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Transporte, Mario Meoni; además del intendente local y los jefes comunales de Ezeiza, Gastón Granados; Florencio Varela, Andrés Watson; Lanús, Néstor Grindetti; San Martín, Fernando Moreira; y Tigre, Julio Zamora.

El jefe de Gabinete agradeció a los familiares y víctimas de la inseguridad en la Provincia por acompañar la iniciativa, al tiempo que aseguró: “Venimos a cumplir una premisa del Presidente, que es dar prioridad a la seguridad en la provincia de Buenos Aires, con una mirada integral y que articula el trabajo entre las tres instancias de gobierno”.

Luego, el Presidente se puso en contacto con la intendente de Quilmes, que estuvo acompañada por el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis; el diputado nacional, Máximo Kirchner; y los intendentes de Avellaneda, Jorge Ferraresi; Esteban Echeverría, Fernando Gray; Lomas de Zamora, Martín Insaurralde; Morón, Lucas Ghi; y San Miguel, Jaime Méndez.

Por último, desde Merlo se comunicaron con el jefe de Estado el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; el ministro del Interior, Eduardo de Pedro; y los intendentes de Merlo, Gustavo Menéndez; Ituzaingó, Alberto Descalzo; José C. Paz, Mario Ishii; Malvinas Argentinas, Leonardo Nardini; Moreno, Mariel Fernández; y Tres de Febrero, Diego Valenzuela.

A través de un convenio con la Provincia, el Gobierno nacional transferirá 10 mil millones de pesos para la adquisición de equipamiento de seguridad que incluirá chalecos antibalas, cámaras de seguridad, armamento, municiones, tecnología analítica aplicada, y móviles policiales.

Por otro lado, se impulsará el despliegue de fuerzas de seguridad federales en los municipios de la Provincia, lo que permitirá incrementar en un 100 por ciento la presencia de efectivos policiales en operativos de ese tipo. Los mismos estarán coordinados conjuntamente por el Gobierno nacional, la Provincia y cada distrito.

Además, el Ministerio de Obras Públicas destinará 20.531 millones de pesos para la construcción, refacción y ampliación de unidades carcelarias en toda la Provincia.

Asimismo, se realizarán obras en 96 comisarías de los 24 partidos del Gran Buenos Aires por una inversión estimada de 3.072 millones de pesos; y se construirán 19 centros sanitarios de aislamiento por el COVID-19 en 14 municipios, con una inversión de 1.425 millones. Mediante esta obra, se sumarán 465 camas de aislamiento, y se incluirá equipamiento médico e insumos.

El Gobierno nacional encabezará también la construcción de la primera etapa de obras del Complejo Federal de Condenados Agote, en el municipio de Mercedes, por una inversión de 3.234 millones de pesos. Los trabajos estaban ralentizados desde principios de 2019, y se espera que finalicen a comienzos de 2022.

Por último, la construcción de 4 mil paradas seguras requerirá una inversión de 3.370 millones de pesos, y contará con dispositivos de seguridad como pulsadores antipánico de emergencia, intercomunicadores conectados a centros de monitoreo de seguridad, cámaras domo 360, WIFI, y pantallas informativas.

Desde los tres municipios también participaron del acto familiares y víctimas de casos de inseguridad ocurridos en la provincia de Buenos Aires.

A %d blogueros les gusta esto: