Felipe Solá: “no puede salir el presidente del BID de una reunión virtual”

Felipe Solá: “no puede salir el presidente del BID de una reunión virtual”

A días del acuerdo de deuda alcanzado con los bonistas, el canciller Felipe Solá resaltó hoy como antecedente clave que la gira del Presidente Alberto Fernández en Europa sirvió para que los mandatarios europeos tomaran conocimiento de la situación de crisis económica que atraviesa el país y que “fue ocultada por Macri en la cumbre del G20”. Además habló de las elecciones para renovar la presidencia del Banco Interamericano de Desarrollo y sobre la pandemia. 

Al historiar la situación actual dijo el canciller: “La gira del presidente Fernández que comenzó en enero en Jerusalén y siguió por Italia, Alemania, España y Francia, tuvo un doble impacto: por un lado los países europeos oyeron del boca del Presidente cuál era la situación económica real y financiera, y sobre todo oyeron qué había pasado financieramente en la Argentina. Muchos se declararon sorprendidos, porque tenían la versión de 2018 del G20 en Buenos Aires, donde se ocultó la debacle y el Gobierno apareció hablando de otros temas cuando ya tenía una situación gravísima de endeudamiento con el Fondo y con la deuda soberana”.

En declaraciones a Radio con Vos, Solá recordó que la jefa del gobierno alemán Angela Merkel, “por ejemplo, nos dijo que no se había llevado esa impresión de Argentina en el G20”. Y agregó: “No hablaron con mucha gente de la Argentina. Estaban todos los mandatarios encerrados en Puerto Madero y conversaron sólo con el gobierno de aquel momento, pero luego de la gira del Presidente Fernández les quedó clara la situación, que se enfocó en el futuro acuerdo con el FMI más que en el acuerdo con los bonistas privados. Esto luego se difundió, y por eso fue muy útil la gira”.

Y continuó: “Lo siguiente fue una acción llevada a cabo por Martín Guzmán y su equipo y el Presidente, con algún complemento de parte de Cancillería, con la Embajada argentina en Estados Unidos en algún momento y tratativas en otros lugares, pero siempre manteniendo el estado de reserva de la información y hablando previamente con Guzmán”.

Solá explicó además que la Argentina “necesita mostrar lo que le ha pasado, mostrar que está dispuesta a salir adelante, que no tiene un gobierno que pueda ser acusado de estatista o colectivista, o de no ser un gobierno democrático y republicano”.

La Argentina debe demostrar que tiene identidad y dignidad”, señaló el canciller. “A los países fuertes les gusta la sumisión del otro. Nosotros no creemos en la sumisión. Hemos dicho siempre lo que pensábamos y no hemos tenido ninguna actitud de sumisión. Hemos mantenido independencia, que no quiere decir prejuicio ni ponerse ‘en contra de’ a priori. Hemos dicho las palabras adecuadas y tenemos diálogo con todos, y sobre todo con el que quiere tener diálogo con nosotros”.

En relación a las elecciones en el BID, el ministro indicó: “Sostenemos la candidatura de Gustavo Beliz. Estamos de acuerdo con otros países  latinoamericanos en pedir un aplazamiento de la reunión del 12 y 13 de septiembre, por la cuestión del coronavirus y por la imposibilidad de una negociación personal de los gobernadores, tal como se llaman los que eligen en el BID”. Y fue enfático al señalar “ese aplazamiento es necesario porque no puede salir algo tan vital para nosotros como el nuevo presidente del BID de una reunión virtual”. 

Desde que nació el BID en 1959 el Presidente Eisenhower dijo que tendría sede en Washington pero con una presidencia latinoamericana, y ahora algunos quieren romper con esa tradición que es muy importante para nosotros. El BID es fundamental para el futuro, pensando en el final de la pandemia. Para la reconstrucción en nuestras economías en fundamental tener una visión latinoamericana en el BID porque somos los más golpeados económicamente”, manifestó.

Éste es un año que nunca olvidaremos”, afirmó. “La pandemia lo cubre todo y está detrás de todos los comportamientos gubernamentales y de las personas. Es un Gobierno que está manteniendo la tasa de mortalidad muy baja si lo comprarás con otros países. Al retrasar con la medida de cuarentena muy larga el pico, profundizamos el cansancio de la gente. Pero ésa era la alternativa: o retrasamos el pico, o tenemos una enorme cantidad de muertos”.

He visto ese colapso inmediato que tuvieron Inglaterra, Italia, China y España en menor medida. Evitar eso tiene costos: el alargamiento de la situación de cuarentena. Pero el problema no es la cuarentena, sino la pandemia. La comprensión que ha tenido la gente sobre el Gobierno es mayoritaria. Lo que importa ahora es salir no solo de la cuarentena, sino salir del problema económico” concluyó.

A %d blogueros les gusta esto: