Operan para desestabilizar el orden constitucional antes de la asunción de Fernández

Así lo denuncia el secretario general del sindicato de policías de Santa Fe (APROPOL), Alberto Martínez , quien hizo público que ” hacia el interior de las fuerzas se viene trabajando en levantar un nuevo paradigma donde la violencia desplace la razón. Buscan policías que ejecuten y no piensen; que odien y no amen lo que hacen”.

En la nota que se publica en el portal de los policías santafesinos, Martínez sostiene que “Quienes integramos el movimiento por la sindicalización policial y penitenciaria a nivel de Argentina que nos reunimos desde 2001 en el marco de la Federación Argentina de Sindicatos Policiales y Penitenciarios – FASIPP jamas hemos trabajado para desestabilizar el orden institucional en el cual hemos encontrado el hábitat propicio para nuestro desarrollo. Decimos con claridad “Sin Estado de Derecho no hay sindicalización policial y penitenciario” .

De todos modos -agrega- han comenzado a circular algunos elementos informativos desde operadores anónimos (operación clandestina) en la cual se habla de la “auto-acuartelamientos” o medidas similares fogoneados desde este sector en el marco de la crisis grave que se vive a partir de los hechos en la República de Chile y el golpe Estado en Bolivia los cuales carecen de fundamentos y marcan con claridad la bajeza moral con que estos sectores desde la sombra se movilizan con fines obviamente inconfesables.

El dirigente explica que: “la FASIPP tiene contacto permanente con diversos lideres políticos y en especial con el equipo técnico del Presidente electo Alberto Fernandez y en el marco provincial y municipal con las autoridades designadas con las cuales cada organización de base afiliada mantiene contactos y ha acercado propuestas para mejorar no solo las condiciones de vida y de trabajo de los profesionales del sector (activos, retirados y pensionadas) sino también para mejorar el servicio de seguridad publica 1ue demanda la población de manera urgente.

Dicho esto y el trabajo que se viene desarrollando, mal podríamos tramar algo que es contraproducente no solo para nuestros intereses permanente s sino ademas para con nuestros propios principios.

La institucionalidad no se negocia, se defiende aun en las propias tensiones de la vida en sociedad que existen pero que hemos sabido encontrarle una salida adecuada entre todos en cada oportunidad.

Creer que los trabajadores policiales y/o penitenciarios argentinos tienen algo que ver con estas infamias que circulan es desconocer nuestra capacidad y valores”.

Finalmente en cuanto a las operaciones denuncia: “Sabemos que estas operaciones tienen un origen desconocido pero focalizado en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y que por la dinámica propia de las redes sociales circulan a velocidad incalculable a medida de lo que sucede y la forma en que se lanzan.

Nosotros no solo las desmentimos sino que las repudiamos.

El pueblo argentino ha elegido a sus autoridades para los próximos cuatro años y es asunto cerrado; que ahora a los hombres y mujeres de buena voluntad sumar esfuerzos y revertir esta situación calamitosa en la que nos encontramos”.

Fuente: https://apropol.com.ar/

Del pueblo Digital

Permitida su reproducción total y/o parcial citando la fuente.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: