Masivo acto de las CTA: “En el Gobierno piensan con cabeza de patrones”

Las dos centrales sindicales, junto a organizaciones políticas y sociales, se concentraron este jueves en Plaza de Mayo, "por el trabajo, la educación y las paritarias libres". Los oradores fueron Pablo Micheli, 'Barba' Gutiérrez y Hugo Yasky.
Las dos centrales sindicales, junto a organizaciones políticas y sociales, se concentraron este jueves en Plaza de Mayo, “por el trabajo, la educación y las paritarias libres”. Los oradores fueron Pablo Micheli, ‘Barba’ Gutiérrez y Hugo Yasky.

El primer orador, Pablo Micheli, sostuvo ante la multitud congregada en Plaza de Mayo que “en el Gobierno piensan con cabeza de patrones, piensan con cabeza de derecha”, y por eso quieren “que los trabajadores estemos arrodillados ante su política”.

Además sostuvo que “en el macrismo tienen un política antisindical rabiosa.. quieren sindicatos cómplices y arrodillados para que pase la flexibilización. Y no lo van a encontrar en nosotros”.

“Con este discurso antisindical, antimovilización que tiene este Gobierno, va generando clima de violencia”, dijo Micheli con relación al camión que atropelló y mató a un manifestante que participaba de un piquete en la localidad santafesina de San Lorenzo, dejando también cinco heridos; lo que calificó como “incitación a la violencia” por parte del macrismo.

“Que el Gobierno habilite un decreto de necesidad y urgencia para parar los despidos en la Argentina”, dijo Micheli, y también pidió “paritarias sin techo… Sáquenle la pata de encima a las paritarias”, reclamó con vehemencia.

“Hay que parar el ajuste para soñar con tener una distribución justa de la riqueza”, dijo el dirigente gremial. “Hay que entender que sin unidad no tenemos destino. El único camino posible es el camino de la unidad para construir movilizaciones como ésta y hay que coronar un paro contundente el 6 de abril” para paralizar la Argentina.

“El pueblo no quiere vivir más con este plan económico”, agregó Micheli, al tiempo que prometió “más lucha y más lucha contra este modelo que nos golpea y nos excluye”.

Francisco ‘Barba’ Gutiérrez, dirigente de la UOM que decidió movilizarse con las CTA, es el segundo orador del acto convocado por las CTA y organizaciones sociales y políticas, con un marcado tono opositor al gobierno de Mauricio Macri y su ajuste de más de un año.

“No se equivoque, Presidente de la Nación: no venimos a desestabilizar, venimos a decir que millones de trabajadores le están reclamando un cambio para adelante”, dijo, señalando que “lo que desestabiliza es esta política económica” implementada por el Gobierno.

“Quienes desestabilizan son ustedes”, apuntó el gremialista metalúrgico contra distintos ministros del gabinete macrista, que implementan “políticas que están generando más recesión” y “están generando zozobra en las familias argentinas”.

En el Gobierno “no nos escuchan, no escucharon nuestros planteos para defender la industria informática”, dijo el ‘Barba’ con relación a los sucesivos cierres de empresas del sector en diferentes puntos del país.

“Hoy estamos acá reclamándole (al Gobierno) que esto es una manifestación de los trabajadores”, y pidió que “el 6 de abril no se mueva nada”, que será “el inicio de un camino de lucha y movilización”.

El último orador, Hugo Yasky, pidió “unidad de los trabajadores, unidad en la acción” y dijo estar “absolutamente convencido de que (con Micheli y Gutiérrez) nos unen las mismas convicciones y los mismos principios”.

“Acá hacemos un acto en el que tenemos el orgullo de decir que la clase trabajadora vuelve a decir presente y lo hizo durante todo el mes de marzo”, que es “la expresión del pueblo argentino que está de pie, defiende sus derechos y dice basta de ajuste y basta de hambre”, dijo.

Yasky recordó los “1.300.000 nuevos pobres solamente en un año”, como informó el Indec oficialmente con relación a las estadísticas de pobreza de 2016.

Sobre la presento tono “desestabilizador” del acto, como se difundió desde el Gobierno, dijo que “vamos a defender que este Gobierno siga hasta el último día, pero eso no significa que les demos un cheque en blanco”, porque “no hay derecho a que se empuje al hambre a millones de argentinos”.

Sobre el conflicto docente que atraviesa a casi todo el país, el gremialista respaldó a Roberto Baradel, titular de Suteba, y dijo que “estamos orgullosos de que sea parte de esta conducción colectiva”.

“Como en los 90 Menem eligió a los ferroviarios y a los telefónicos, Macri elige ahora a los docentes y quiere demostrarles a los inversores que es capaz de romper el espinazo de los gremios docentes”, sostuvo Yasky.

“Vamos a ir juntos al paro” con todos los gremios, dijo, porque el paro del 6 de abril “es el punto máximo de rechazo a las políticas de Macri, que va a ser inapelable en rechazo a la política de hambre y opresión, a la flexibilización laboral, a la entrega de nuestras conquistas”.

“Después de ese paro que va a ser histórico, no va a venir el remanso… Porque el paro nos pone de pie más aguerridos y más fuertes, por un plan de acción para demostrar que hasta que el ajuste no se vaya, la lucha sigue”, prometió Yasky.

Del pueblo Digital

Permitida su reproducción total y/o parcial citando la fuente.

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: